lunes, 22 de julio de 2013

tuico y la pintura

IMAGENES FIGURATIVAS REALISTAS

   Las imàgenes figurativas realistas son aquellas que representan de manera detallada la apariencia externa de los objetos, los lugares o las personas, tratando de imitar sus rasgos, proporciones, colores y texturas.

   Ejemplos de imàgenes realizadas en un estilo figurativo realista se pueden encontrar en varias culturas del mundo, aunque sobre todo abundan en el arte occidental; por ejemplo, en Grecia y Roma de la Època clàsica, en el arte europeo de los siglos XV al XIX, principalmente en el Renacimiento y el Neoclasicismo, y en el arte mexicano academicista del siglo XIX y principios del XX.



Santa Ana, la Virgen y el Niño, Leonardo da Vinci (1508)

Santa Ana, la Virgen y el Niño. Realizado entre 1508 y 1510 y conservado en el museo del Louvre, este cuadro es otra de sus obras maestras. La Virgen María aparece sentada sobre el regazo de su madre, Santa Ana (aunque ambas parecen tener similar edad), e intenta amorosamente separar a Jesús del cordero, símbolo de la pasión y el sacrificio al que está destinado. El Niño Jesús, sin embargo, se abraza al corderillo, que vuelve su cabeza para mirarle. El paisaje de fondo, como es habitual, ha sido elaborado con todo detalle. Una obra conmovedora por su intensa dulzura, que no impide la insinuación de negros presagios.





Banquete en Casa de Levì, El Veronès (1573)
 Realizada para el refectorio del convento de los dominicos de San Juan y San Pablo de Venecia es un ejemplo perfecto de equilibrio entre los personajes y el espacio, y el magnífico Triunfo de Venecia (hacia 1585), permite destacar, junto con la dificultad que entraña la resolución de una escena de semejante complejidad en cuanto a personajes y su disposición, el empleo de la arquitectura con una clara finalidad teatral (algo que será muy común a lo largo del posterior Barroco).


La Virgen del Canciller Rolin, Jan Van Eyck (1435)  La Virgen del Canciller Rollin es una pintura religiosa realizada en óleo sobre tabla por Jan van Eyck en 1435. Actualmente está expuesta en el Museo del Louvre en París. Es un cuadro religioso pintado al óleo sobre tabla, pero como aparece el comitente odonante, también puede ser considerado un retrato. La pintura fue encargada por el Canciller Rolin, un importante funcionario de la corte de Borgoña. Jan Van Eyck no sólo plasmó su apariencia física, sino también su temperamento. Se trataba de un político muy arrogante, lo que explica, por ejemplo, que se atreva a mirar de frente a frente a la Virgen. A ello se une la ostentación de lujo que describe la posición social del donante.

El astrònomo, Jan Vermeer (1668)
Òleo sobre lienzo


La ofrenda, Saturnino Herràn  (1913)
Òleo sobre tela


Las futbolistas, Àngel Zàrraga (1922)
Òleo sobre tela


Judith decapitando a Holofernes, Caravaggio (1598)
Òleo sobre tela


La incredulidad de Santo Tomàs, Caravaggio (1601-1602)
Òleo sobre tela


La Virgen del Prado, Bellini (1505)
Tèmple y òleo


El Campo di Rialto, Canaletto (1758-1763)
Òleo sobre tela


Mona Lisa, Leonardo da Vinci (1503-1506)
Òleo sobre madera


Enrique VIII, Holbein (1536)
Òleo sobre madera


Santa Catalina, Rafael (1507)
Òleo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada