sábado, 17 de noviembre de 2012

la poesia no se puede, ni se debe programar
es intuitiva, y sale de lo mas hondo del corazon
que deja estelas blancas, a la orilla del mar
si que nadie pierda y dibuje una sinrazon
ya que la poesia no puede, ni se debe programar
bajo el contorno, de esos petalos de una rosa
que un dia nacieron, con embrujo andaluz
de ese dia, y de los dias, del volar de la mariposa
se quedo el dia, sin tener ninguna luz
bajo el contorno, de esos petalos de la rosa
que te dicen, ven que te dire te quiero
entre un manto de nubes blancas, un beso
encontre sobre el algodon, tu amor primero
dando por fin, y viendo ante mi tu regreso
que te decia ven, que te dire te quiero
dejando escrito sobre la ladera, del verso
un poema, que se abrira entre el rio segura
de tu sonrisa, para cubrir por entero el universo
por que se que de verdad, tu sonrisa es pura
dejando escrito sobre la ladera, del verso
lo nunca editado, por un hombre en su vida
aqui dejo mi memoria, para que llegue un dia
que se escribio mi historia, no quiero despedida
que este sentido poema, sonrie sobre el mediodia
digo lo nunca editado, por un hombre en su vida

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada