jueves, 22 de noviembre de 2012

solo se que esta mujer, esta de mi a poca dictacia
pero estoy cojido y atado, de las manos y hasta la piel
todo cuanto digo por ella, lo hago con elegancia
al recordar que sus besos sabian a pura miel
sabiendo que esta mujer, esta de mi a poca dictancia
tambien se intuye, que su cuerpo de mi esta lejos
aunque aparezca que esta cerca, solo es un sueño
que se ve reflejado, sobre mi cuarto de viejos espejos
sin saber ni quiero digo, que no soy ni sere su dueño
y tambien intuyo, que su cuerpo de mi esta lejos
eso lo dejo aqui reflejado, al no estar a su lado
y esas palabra que agudizan, mi poesia y su dolor
de ese lugar que se fue, ayer encadenado
pero que persibe todavia, su suave piel y su olor
asi lo dejo aqui reflejado, al no estar a su lado
me lo hacen cada vez mas imposible, de ancanzar
la alta montaña, mientras con ella esta mi pensamiento
pero me pregunto cuando de ella podre de nuevo gozar
la verdad no lo entiendo, y esto en mi pleno comocimiento
y me lo hacen cada vez mas imposible, de alcanzar
que de nuevo este con ella, aunque sea en el viejo molino
donde un dia conoci, su cuerpo su belleza y su ternura
que me dio, a conocer y ver que estaba en su camino
que tambien recoji, y ande por su inmensa llanura
y me llevo estar con ella, aunque fue a ese viejo molino
alli se desataron los versos, entre un cielo de algodon
brillaba nuestro cariño, y se amaba antes todo
ya que el amor por ella, tiene al amanecer su don
su equilibrio de amar y sin duda, de amarte a su modo
alli se desataron los versos, entre un cielo de algodon
entre dos amantes, que dejan su amor y dejan su huella
en la tierra de la que se amaron, viva el amor lanzaron
pues era su nobleza y su verso, la que amaba a ella
y desde aqui con la poesia, con amor se marcharon
entre dos amantes, que dejan su amor y su huella

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada